Etiquetas

arroces (7) aves (22) bizcochos (12) carnes (49) cupcakes (30) decoración (5) dulces (69) ensaladas (10) hojaldres (22) legumbres (4) mermeladas (24) pastas (10) pescados (36) regalos (12) tartas (33)

miércoles, 27 de febrero de 2013

Menú de hoy: Pollo con Buttermilk y de postre: Chocolate caliente y galletas especiadas

El buttermilk o suero de leche a parte de usarse para recetas dulces también se puede incorporar a recetas saladas. Esto viene bastante bien porque si compro hecha del supermercado para algún bizcocho o cupcake puedo usarlo para hacer este rico plato de pollo, aportándole una jugosidad que al pollo asado a veces le falta.

Por si no lo sabes puedes confeccionar tu propio buttermilk casero, sigue estas indicaciones: 

- pon 250ml (o la cantidad requerida para hacer la receta que vayas a seguir) de leche ligeramente templada entera o semidesnatada (ni lo intentes con desnatada porque no sale) en un bol de plástico (no uses de metal que hace reacción)
- añade 1 ó 2 cucharadas de zumo de limón recién exprimido o puedes usar vinagre blanco
- remueve un poco y deja la mezcla 15min reposando para que se vaya cortando la leche
- bate e usa inmediatamente o guarda en la nevera.

Tanto la versión comprada como la casera en cuanto a caducidad duran bastante tiempo (1mes abierto) e incluso las puedes congelar (3meses). 

Volviendo a la receta del pollo, es muy fácil y espero que te guste. Dos aclaraciones antes de seguir, el pollo entero está cortado por la espalda, luego se le da la vuelta, se presiona la parte de las pechugas hacia abajo quedándose toda la pieza abierta. A mi carnicero le pareció una forma curiosa de abrir el pollo y según me comenta nunca lo había visto, pero en Inglaterra se usa mucha y se conoce este corte como butterfly (mariposa). Anímate a pedírselo a tu carnicero de confianza, el pollo se asa antes en el horno de esta manera. Otra cosa, como verás luego en las fotos, el pollo está con piel, bien, pues aconsejo que lo quites al menos para esta receta. Cuando vuelva a repetir este plato lo haré así porque me di cuenta que los sabores de las especias no llegaban bien a la carne.

POLLO CON BUTTERMILK      - Para: 4 personas

Ingredientes:
1 pollo (aprox 1.2-1.5kg) abierto (ver descripción anterior – efecto mariposa)
150ml buttermilk
Pan rallado, cantidad necesaria para cubrir pollo
1 cucharadita cilantro molido
1 cucharadita comino molido 
½ cucharadita pimento dulce
1 cucharadita sal
Pimienta negra, recién molida
Aceite oliva

1. Quita la piel al pollo o pídeselo a tu carnicero. Pon el pollo en un bol (que no sea de aluminio) y cubre con el buttermilk. Deja marinar durante 2h en la nevera. 

2.- Pre calienta el horno a 190ºC.
3.- Quita el exceso de buttermilk al pollo y ponla encima de una bandeja de horno con la pechuga hacia arriba. Espolvorea con las especias, sal y pimienta y cantidad suficiente de pan rallado para cubrirlo. Rocía con un chorrito de aceite de oliva.





4.- Aprovecha la bandeja del horno y pon unas cuantas patatas a asar mientras se hace el pollo.  Hornea unos 45min o hasta que esté dorado. Sirve con unos tomates gratinados si quieres.   



Como está haciendo un frío terrible estos días pues he pensado que sería buena elección servir un postre distinto. En vez de servir café o té he dispuesto un chocolate caliente estilo gourmet - es la leche! y para que nadie de la familia (léase sobre todo mi marido) eche en falta algo que llevarse a la boca lo acompaño con unas galletas especiadas.


CHOCOLATE CALIENTE GOURMET    

Ingredientes:
200ml leche por persona
60g chocolate por persona, troceado pequeño para facilitar que se derrita (dejo a tu elección usar chocolate puro, con leche o incluso chocolate blanco)
2 sobres de azúcar avainillada (de venta en Lidl – puedes sustituirlo por 4 cucharadas de azúcar normal + 1 cucharada de esencia de vainilla o 1 vaina de vainilla abierta por la mitad)
1 palo de canela
Para dar más sabor elige añadir: 6 hojas de menta, cáscara de naranja, 1 pizca de cardamomo molido o pimentón picante y/o 1 cucharada de whisky
Para la decoración final: nata montada, cacao en polvo o unas virutas de chocolate

1.- Pon a calentar en un cazo grande la leche junto con los sobres de azúcar avainillada, la canela y cualquiera de las opciones para dar más sabor. Una vez hierva (no le quites el ojo de encima que en cuanto te descuides tendrás leche por todas partes), apaga el fuego y deja infusionar 10min. Pasa la leche por un colador y vuelve a poner en un cazo limpio.


2.- Pon el cazo con la leche y el chocolate troceado a fuego bajo y ve removiendo con unas varillas (manual) hasta que se derrita por completo el chocolate y la leche está bien caliente.



3.- Sirve enseguida en tazas con la decoración final elegida y disfruta!



Estas galletas están ríquisimas y como llevan muchas especias, sobre todo el jengibre, ayudan al cuerpo a crear calor así que vienen de maravilla para este tiempo tan frío. Como alternativa pueden acompañar en verano un buen helado de vainilla.


GALLETAS ESPECIADAS    -  Salen: 30 galletas aprox.

Ingredientes:
350g harina
150g azúcar
25ml miel
100g mantequilla
50ml agua
1 cucharadita canela molido
1 cucharadita jengibre molido
1 cucharadita clavo molido
1 cucharadita cardamomo molido
1 cucharadita de bicarbonato

1.-  Pon el agua en una olla junto con el azúcar, la miel y la mantequilla. Deja que se derrita la mantequilla y se disuelva el azúcar.


2.- Pon en un bol la harina con el bicarbonato y las especias. Añade la mezcla de mantequilla y bate todo bien.




3.- Extiende un buen trozo de papel film transparente y pon la masa encima haciendo un rulo. Envuelve en el film y después en papel de aluminio (para que aguante mejor su forma) y mete en el congelador 25min.
4.- Pre calienta el horno a 200ºC.
5.- Saca la masa y desenvuelve. Corta porciones de unos 2,5cm de grosor y pon las galletas encima de una bandeja de horno. 


6.- Hornea 8min. Pasa las galletas con cuidado a una rejilla y deja enfriar por completo. Antes de servir espolvorea con un poco de azúcar glas.



sábado, 23 de febrero de 2013

Menú de hoy: Conejo a la provenzal y de postre: Pop-tarts variados

No sabes que preparar este fin de semana para comer? pues te propongo una receta absolutamente deliciosa con el que tu familia se chupará los dedos y hasta es posible que te falte pan para rebañar los platos.

Si no te gusta el conejo puedes sustituirlo por pollo perfectamente, de hecho haciendo limpieza del congelador me encontré con unos trozos de ambos y los usé para esta receta. Poco más te puedo contar, tienes que probarlo y ya está!


CONEJO A LA PROVENZAL     -   Para: 4 personas

Ingredientes:
1 conejo de aprox. 1.25kg, cortado en 10 trozos (también puedes usar pollo troceado o una mezcla de ambos)
3 filetes de panceta, cortado en dados
2 cucharadas de aceite de oliva
1 cebolla, picada fina
3 dientes de ajo, picados finos
220g pisto con tomate, calabacín y berenjena (de bote o casero)
1 cucharadita de romero seco, picado o ½ de romero fresco
½ cucharadita de hierbas aromáticas provenzales que se venden ya hechas o por un poco de salvia, tomillo, albahaca, lavanda o pebrella seca)
Sal y pimienta negra recién molida
100ml vino blanco seco (o puedes sustituirlo por Fino)
200ml caldo de pollo o agua, caliente
Opcional:
Unos trozos de brócoli ya cocidos

1.- Calienta el aceite en una cazuela u olla grande a fuego medio-alto. Añade en tandas los trozos de conejo y dora por todos sus lados. Retira a un plato.

2.- Añade la panceta y la cebolla a la cazuela, baja el fuego un poco, y dora unos 5min, removiendo de vez en cuando hasta que la cebolla esté tierna. Añade los ajos y deja cocer todo unos 30segundos. 




3.- Añade el pisto y las hierbas aromáticas; salpimienta todo y deja cocer 10min. Añade el vino y los trozos de conejo y deja cocer todo a fuego medio 15min.





4.- Añade el caldo caliente, remueve, baja el fuego al mínimo, tapa parcialmente la cazuela y dejar pochar 22min o hasta que la salsa se haya espesado y el conejo esté tierno. Un par de minutos antes de apagar el fuego, añade el brócoli troceado.

5.- Retira del fuego y deja reposar 5min antes de servir. Acompaña el plato con un puré de patatas casero.



Si que puedo contarte algo más acerca del postre. Los pop-tarts son unas tartitas (de ahí el nombre de tart) con relleno (usan la palabra "pop" porque el relleno es una sorpresa y al comértelo hace pop en tu boca) que van empaquetados de 2 en 2, previamente horneadas, y que tú calientas en la tostadora antes de comerlos. Saben un poco a química la verdad (pero eso que quede entre tú y yo) y Kellog's las sacó al mercado USA allá por los años 70 intentando ayudar a las familias con otra opción para el desayuno rápido. Yo los probé por primera vez con 13 años en Miami, había un par de rellenos a elegir siendo el de mermelada de fresa el que más rico estaba. Hoy en día hay 25 sabores entre las que elegir.Te dejo una foto del paquete porque resulta que en los hipermercados Carrefour en su sección de productos extranjeros, los han traído por si quieres probar la versión manufacturada. Y si, antes de que me lo preguntes, saben un poco a cartón piedra. Por esta razón al verlas decidí buscar una receta más casera para hacerlas en casa y créeme, una vez pruebes esta receta no querrás comer de las otras.

Te comento que si no quieres hacer la masa que te pongo abajo, siempre puedes comprar un paquete de masa quebrada (la de hojaldre no funciona bien para esta receta), usa las dos planchas - según la cantidad de tartitas que quieras hacer, claro, y rellena al gusto.

Los rellenos pueden ser casi de cualquier cosa, en la misma receta te doy algunas ideas, tanto dulces como saladas.


POP TARTS                             - salen: 9 tartitas

Ingredientes:
255g harina + un poco más para enharinar la superficie de trabajo (si quieres hacer una versión más sana, usa mitad harina normal y la otra mitad integral)
1 cucharadita de sal 
1 cucharada de azúcar 
220g mantequilla fría, cortada en trozos (o dados) 
2 huevos batidos – pero por separado ya que uno es para la masa y el otro para el relleno 
2 cucharadas de leche 

Sugerencias para el relleno: 
     -Mermelada: del sabor que quieras; si no está muy espesa añade un poco     
      de Maicena diluido en agua, calienta todo junto 1min.
     -Plátano: corta en rodajas o daditos y mezcla con azúcar morena y canela.
     -Manzana: corta en rodajas o en daditos, cuece en una sartén con un poco 
      de mantequilla o haz en el microondas hasta que estén tiernas. Añade un 
      poco de azúcar y canela al gusto.    
     -Nocilla o Nutella: unta directamente en la tartita; la puedes poner sola o 
      con Toblerone troceado por ejemplo.             
     -Mini nubes: esparce unas cuantas nubes por la tartita y rellena los huecos 
      con gotas de chocolate.

1.- Pon la harina, la sal y el azúcar en un bol grande o en un robot de cocina. Añade la mantequilla si vas a hacerla manual y con las manos ve mezclando hasta obtener grumos como migas de pan. Si vas a usar el robot, añade la mantequilla con la máquina en marcha y deja que también se haga grumos; saca y pon en un bol. Añade la leche con el huevo batido y ve batiendo hasta formar una masa un tanto pegajosa. Pasa a la superficie de trabajo enharinado previamente y amasa para forma una bola compacta. Divide la masa en dos, cubre ambas con papel transparente y guarda en la nevera 1h (o 20min en el congelador si te corre prisa). 
Nota: puedes tener la masa en la nevera 48h sin usar.







2.- Enharina la superficie de trabajo, saca una mitad de masa de la nevera y extiende con un rodillo hasta que tengas un rectángulo de unos 24x20cms (si la haces un poco más grande, recorta con un cuchillo bien afilado), luego divide y corta en 5 ó 6 rectángulos iguales; corta por la mitad, así una parte es la base y la otra la tapa. 
Nota: puedes hacerlos más pequeños o más grandes si quieres, este tamaño es simplemente una referencia.



3.- Pre calienta el horno a 190ºC. Prepara una bandeja de horno con papel para hornear. Pon los rectángulos recortados encima separados. Guarda en la nevera 10-15min (5min en el congelador). Saca y pinta las bases con huevo batido (es un pegamento para evitar que el relleno se cuele). Pon el relleno que quieras dejando un margen alrededor para unir con la parte de arriba. Coloca la tapa encima y con ayuda de un tenedor ve sellando los bordes imprimiendo los dientes en las masas. Haz unos agujeros pequeños por el centro para dejar salir el vapor con un palillo. Pon la bandeja otra vez en la nevera unos 15-20min (5-10min en el congelador). 
Nota: puedes congelar las tartitas hasta 1semana. Repite los puntos 2 y 3 con la otra mitad de la masa.




4.- Pinta las tartitas con huevo batido y hornea unos 15-20min o hasta que estén bien dorados (si la mermelada no es muy espesa es posible que se salga del calor del horno). Traslada las tartitas a una rejilla y deja enfriar. Decora con azúcar glas o mezcla un par de cucharadas soperas de azúcar glas con 1 cucharadita de agua o zumo de limón y tiñe del color deseado. Cubre las tartitas y espolvorea con perlitas de azúcar por ejemplo. 







También podrías hacer estas tartitas con un relleno salado, ahora mismo y sin deliberar mucho, puedo sugerir:
      - Jamón y queso
      - Pesto
      - Queso con nueces
      - Tapenade

Ya te haces una idea, verdad? Cuando las pintes con huevo antes de meter en el horno, espolvorea con semillas de amapola, de sésamo o incluso con unas pipas. Si salen buenas avísame y voy a tu casa a probarlas!